El consumo de carne per capita en Europa cayó más de 4 kilos

El consumo per cápita de carne en la UE se redujo en 4,5 kg por persona a lo largo de los últimos 4 años.

Si en 2019 había una tendencia al alza, ahora está bajando debido, sobre todo al valor económico que alcanzó esta proteína de origen animal.

Según Agramarkt, el precio de la carne en las tiendas ha aumentado considerablemente en los últimos años y, por tanto, la gente compra un poco menos, publicó el portal español Eurocarne.

El año pasado, el consumo de carne en Europa cayó un 1,6 % en comparación con 2022. En los Países Bajos, el consumo de carne ya cayó ligeramente en 2022, mientras que en Alemania, por el contrario, el año pasado se registró un ligero aumento.

Además del precio, los investigadores también indican que la causa puede encontrarse en el cambio de hábitos alimentarios, una mayor concienciación sobre la salud y el medio ambiente y todas las alternativas cárnicas de origen vegetal que salen al mercado.

Pero, en promedio, los europeos comen 870 gramos de análogos cárnicos y, tras el crecimiento de años anteriores, el interés disminuye.

El descenso no se debe tanto a motivos de salud, sino que la mayoría de la población percibe la carne como saludable. Por otro lado, además del aumento del precio, el medio ambiente y el clima también podrían influir en la caída.

Los investigadores esperan que la caída en el consumo de carne continúe durante un tiempo debido al aumento de los precios. La Comisión Europea también respalda esta tendencia. Las previsiones agrícolas anuales describen una disminución del número de cabezas de ganado debido al endurecimiento de las normas medioambientales y climáticas. Debido a la reducción de la oferta y al aumento de los costos de producción, se espera que los precios de la carne se mantengan altos.

De todas las carnes, el pollo puede ser la excepción a la regla. Puede beneficiarse de una imagen relativamente saludable y un precio más económico. Por tanto, el comité no descarta que el sector avícola siga creciendo de aquí a 2035, aunque mucho menos rápido que en los últimos años.

Comer menos carne no significa que menos personas coman carne. En el caso de Países Bajos, las cifras de la Oficina Central de Estadísticas (CBS) muestran que el 95 % de los holandeses comen carne y el 5 % no. Esos números se mantienen constantes. La investigación de WUR muestra que el 40 % de los vegetarianos comen carne ocasionalmente.

Sin embargo, en cuanto al consumo mundial de carne, la cifra sigue aumentando, en parte debido al crecimiento de la población mundial y a la creciente prosperidad. Según la Organización de las Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación (FAO), el consumo mundial de carne aumentará un 2,5 % en los próximos diez años. Por tanto, el consumo medio de carne será de 29,5 kilogramos al año en 2032.-

Fuente: «Noticias Agropecuarias».-

()